Url corta: http://wp.me/pv9nh-21

El Fútbol Club Barcelona es un equipo que ilusiona, que enamora por múltiples razones: marca escuela con su juego, su buen hacer, el fomento de la cantera, un excelente entrenador…

Pero en el día de hoy ha dado un ejemplo bochornoso que un club de su categoría no debería permitirse. Escuchar a responsables del Barça decir que contemplaban suspender el partido contra el Osasuna porque no podían desplazarse a Pamplona ha sido demasiado.

Cuando miles y miles de personas no han podido volar para ver a sus familias, para ser tratados médicamente, para trabajar… y han sido literalmente secuestradas por el asqueroso chantaje de los controladores aéreos, va el Fútbol Club Barcelona de millonario presupuesto y nos es capaz de quedarse calladito y viajar con tranquilidad en bus (o limusina si lo prefieren que supongo que les entra en el presupuesto) el día antes del partido si quieren descansar en un hotel o tempranito por la mañana que es muy sano.

Olé el Barça y su juego!, pero que torpe su presidente o los directivos que han tomado esta decisión tan bochornosa y tan difícil de entender. Miren la foto de viamichelin, son menos de 5 horitas. ¡Vaya problema para unos señores que, por cierto, ganan mucho más que estos controladores aéreos que nos han traicionado a todos y todas!

Y si esta tarde el Barça pierde o juega mal, por favor, las culpas a sus directivos y nadie más…

Anuncios